AL BORDE DE LA CRÍTICA: POSTCRÍTICA

Fundacion-Arquia-Blog-Al-borde-de-la-crítica-Jaume-Prat-Roca
Por Jaume Prat

“El pasado 5 de noviembre se celebró en el Roca Madrid Gallery la segunda sesión de Al borde de la crítica. Brijuni arquitectos (Bea Villanueva y Paco Casas) y Santiago de Molina comisarían una serie de mesas redondas donde se reflexiona sobre aspectos accesorios a esta disciplina para trazar algo parecido a un panorama tanto sobre la diversidad de modos de ejercer la arquitectura como sobre la manera en que ésta se encuentra con la sociedad, o se devuelve a los propios arquitectos, o se devuelve a los arquitectos en cuanto a ciudadanos. O todo a la vez. Fui invitado a la segunda sesión en compañía de los arquitectos Juan Antonio Cortés y Eduardo de la Peña. Nos moderó el arquitecto Arturo Franco.

Cortés reivindicaba la crítica. Crítica como un modo de ejercer la profesión (y aquí saltaban a la palestra arquitectos como Rossi, Moneo, Siza o un Koolhaas por momentos demasiado cínico) y crítica como instrumento de proyecto. Crítica como disciplina autónoma que desvela los principios de una obra de arquitectura. Aquí cabe, también, el análisis comparado, apoyado éste por una larga tradición, que aporta diversos tipos de contexto a la obra. Cuanto más incisiva y precisa sea una crítica mayor será su capacidad de relación.
Cortés apuntó varios temas de debate, como la crítica a partir de la propia disciplina o la pregunta final de su intervención: si cabía pensar (ante el cierto vacío al que la disciplina se ve volcada en la actualidad) que la actividad crítica había aumentado si se incluía en este concepto todo lo que se difunde vía internet.

Eduardo de la Peña apuntó a la responsabilidad social del crítico en cinco preguntas incisivas y precisas: no necesitó más para realizar su intervención. De la Peña, profesor en Madrid, advirtió del hecho que la crítica es siempre necesaria, y, si no se ejerce desde la propia profesión, lo hará el Primer Ministro de China por nosotros, influyendo en una intervención breve más que cualquier tratado de arquitectura.(…)”

Acceder al artículo AQUÍ.

 

Autor:
La Fundación Caja de Arquitectos se constituye como Fundación cultural privada el 23 de Mayo de 1990, con el objetivo de promover y fomentar fines de carácter cultural, social, asistencial, profesional y formativo en el campo de la arquitectura, la construcción, el diseño, el urbanismo y, en general, de todo aquello relacionado con la actividad de los arquitectos.

Deja un comentario

Tu correo no se va a publicar.

*

Últimos posts