Últimos posts
Tema - Futuro
Tema - Organización y Gestión
Tema - Profesión
1

Las colegiaciones oscilan entre comunidades autónomas y provincias (Somos así de organizados oigan) desde los 20 a los 50 euros aproximadamente. Así que, como diría Ricardo Aroca, quedándonos del lado de la seguridad se estiman 30 euros al mes sin IVA (La mayor parte de COAs ya cobran las cuotas sin este impuesto).

2

Lo que daría un recibo trimestral de 150 euros. No es el más bajo de los posibles pero está lejos de los costes en cuanto se adquieren responsabilidades (que no tienen por qué ser necesariamente obras –certificados, periciales, cupcakes envenenadoras, sillones que descoyuntan a un cristiano…etc) 

3

Realmente 267,20 euros al mes en el RETA. Me permitirán que quite decimales, al fin y al cabo uno es de letras.

Money, it’s a crime

 

MONEY-JOSE-MARIA-ECHARTE-BLOG-FUNDACION-ARQUIA 500

Money, it’s a crime

Share it fairly but don’t take a slice of my pie
Money, so they say
Is the root of all evil today
But if you ask for a raise it’s no surprise
That they’re giving none away

Pink Floyd. Money.

 

Si de trozos del pastel se trata, la metáfora, aplicada a la profesión de arquitecto, no podría ser más distópica. Ni dulce, ni colorida ni con guindas, la cuestión económico – arquitectónica –tantas veces obviada y no por ello menos presente- se acerca más al they are not giving none away con el que Pink Floyd remata la estrofa que al slice of my pie con que la empieza-.

Más allá de intenciones, deseos o emprendedurías, y con un ábaco de los de contar en la mano, la realidad es bastante más dura que lo puramente pasional.  Sin ánimo de ser exhaustivo vayan ustedes sumando:

Colegiación 30 euros al mes1. Seguro de responsabilidad civil (Se puede vivir sin él, pero se duerme peor) unos 50 euros al mes2. Cuota de autónomos de la seguridad social 260 euros3.

Así que, si el señor Casio no falla, sin mover el lápiz, activar el modo ‘arquitecto on’ se pone en unos 340 euros al mes. Si para el caso nuestro autónomo es efectivamente un autónomo (rara avis) y –siendo generosos- lo ponemos a trabajar en casa y en bata, como los Jedi, añadamos un 25% estimado de gastos de alquiler, agua, luz y teléfono: unos 350 euros, es decir, 87,5 euros.

Así pues, e imaginando (intentémoslo) que el ordenador, las licencias de cad, etc ya lo teníamos, el total de ponerse en la casilla de salida, redondeando y por lo conservador,  sale a 430 euros. Todos los meses. Llueva, nieve o haga sol. Gane Toyo Ito el premio Pritzker o lo gane Joaquín Torres (se admiten apuestas). La lógica más aplastante, la matemática, indica que el balance de ingresos y gastos anual debería superar esa cantidad mensual, entendiendo también que para empatar se le ocurren a uno –llámenme hedonista- actividades mucho más interesantes como dedicarse a la cría de la lenteja silvestre o a revisitar ‘Medico de familia’ con análisis semiótico incluido.

Si, para más regocijo, nuestro sufrido caso de estudio es un falso autónomo (sin seguro, sin derechos laborales, sin bajas, sin nada) de los que cobran –en un sobre y con cierto olor a musgo- unos 900 euros mensuales, la ecuación le deja libres 500 euros y una cara de ansia viva cada vez que escucha la palabra ‘mileurista’ y la ve alejarse como un puntito brillante en el horizonte.

La realidad tiende a ser tozuda y los números lo son más cuando vienen de color rojo y con un menos delante. La pasión es necesaria. Mucho. Lo es también la vocación y el aprecio cuidadoso por lo que uno hace que suele incluir una cierta capacidad de sacrificio, de magisterio permanente. Sin embargo, sacar a pasear la calculadora de vez en cuando no viene mal, si no por otra cosa por saber si estamos ejerciendo una profesión compleja, con todo lo que conlleva –incluido el respeto por la realidad- o si estamos, como diría Zizek, aplicando la ideología como forma de negación y por tanto, de autocensura.

O de martirologio, que no sé si es peor.

Notas de página
1

Las colegiaciones oscilan entre comunidades autónomas y provincias (Somos así de organizados oigan) desde los 20 a los 50 euros aproximadamente. Así que, como diría Ricardo Aroca, quedándonos del lado de la seguridad se estiman 30 euros al mes sin IVA (La mayor parte de COAs ya cobran las cuotas sin este impuesto).

2

Lo que daría un recibo trimestral de 150 euros. No es el más bajo de los posibles pero está lejos de los costes en cuanto se adquieren responsabilidades (que no tienen por qué ser necesariamente obras –certificados, periciales, cupcakes envenenadoras, sillones que descoyuntan a un cristiano…etc) 

3

Realmente 267,20 euros al mes en el RETA. Me permitirán que quite decimales, al fin y al cabo uno es de letras.

Autor:
José María Echarte
(Almería, 1973) Arquitecto por la ETSAM (2000) y como tal ha trabajado en su propio estudio en concursos nacionales e internacionales, en obras publicas y en la administración. Desde 2008 es coeditor junto a María Granados y Juan Pablo Yakubiuk del blog n+1.
  • José Ramón
    José Ramón - 13 abril, 2015, 9:46

    Buen análisis, José María. Pero yo añadiría alguna cosa. Por ejemplo el perverso sistema con que funciona ASEMAS. En mi caso he trabajado mucho durante muchos años, pero ahora apenas hago algo. Pero para ASEMAS soy un “arquitecto de riesgo” porque tengo mucha obra a mis espaldas y mucho riesgo encima. Ojalá pagara sólo los 50 €/mes que dices.
    Ya sé que eso supone que yo hace años ganaba pasta, y que debo de tener ahorros (o no), pero también pagaba por aquella época grandes cantidades de dinero a ASEMAS por cada DRO, dinero que al parecer no sirve para cubrir todo el tiempo de responsabilidad civil, sino que hay que seguir pagando cuasi eternamente.
    El cambio de “estatus” o de “régimen de ingresos” de un arquitecto (por ejemplo la jubilación) es un auténtico palo.

  • José Ramón
    José Ramón - 13 abril, 2015, 9:53

    No quiero monopolizar los comentarios de este post, así que ya termino.
    Sólo quería añadir que parece mentira que, tras ese análisis de los gastos fijos, más los que se imputan a cada trabajo (visado colegial, ASEMAS, copias…) hayamos caído en unas rebajas tan suicidas de honorarios.
    No lo puedo comprender. Se supone que los honorarios los ponemos nosotros, en un mercado libre y tras analizar todos estos costes.
    Proyecto+dirección de obra+coord SS de una piscina = 550 €.
    No lo puedo entender.

  • Jesús A. Izquierdo - 13 abril, 2015, 10:46

    El problema es que pocos analizan los costes y hacer algo tan evidente como sacar la calculadora es un ejercicio casi anticompetitivo. Es más, vivimos en la cultura del regateo y nosotros (hERiZO) estamos hartos de que nos pidan ofertas de honorarios por correo electrónico (que declinamos ofreciendo una reunión previa para ver poder ofertar adecuadamente, que nadie acepta, más bien nadie responde) y hartos de que una vez ofertados los honorarios nos los intenten regatear o que nos digan que estamos “fuera de mercado” cuando los que están reventando el mercado son los que no usan la calculadora.
    Está mal autocitarse, pero en este juego perdemos todos y es mejor NO JUGAR
    http://www.herizo.com/post/114661680575/no-jugar
    Un saludo.

  • Miguel
    Miguel - 13 abril, 2015, 16:29

    Hace poco, Lourdes le comentaba a un compañero que había hecho una hoja de cálculo para comparar los precios de compañías de telefonía para conseguir ahorrar. El compañero la miró con cara de O__O…
    No hemos (generalización odiosa) sabido manejar ni nuestro dinero ni, por desgracia, el de otros…

    • Jesús A. Izquierdo - 13 abril, 2015, 16:51

      Tal cuál Miguel. Yo aprendí de la siguiente manera. El dueño de un local me pide un certificado para conseguir una autorización del Ayuntamiento. Total, por un papel con mi firma, no le cobro nada. Unos meses después voy por allí, hago una consumición, pido la cuenta, y el mismo señor me dice, “son 9 euros”. También puse la cara de O__O
      No solamente hay que cobrar por nuestro trabajo sino también cuánto cobrar. Hagan cuentas.

Deja un comentario

Tu correo no se va a publicar.

*

Últimos posts