Últimos posts
Tema - entornos de arquitectura
Tema - Nuevos arquitectos

Sobre la vuelta al cole y otros temas… (No disparen al pianista, son opiniones en exclusiva del autor)

LA VUELTA AL COLE. Cuando era pequeño, me deprimían un tanto esos anuncios en medio del verano en los que se anuncian con gran algarabía ¡la vuelta al cole! No fallaba, cuando estaba pasándomelo bomba, iba y ¡zas! ahí estaba para recordarte que todo en la vida, en especial los momentos más felices, tiene fecha de caducidad.

Algo así está ocurriendo con los incesantes anuncios sobre el “tirón” del ladrillo. Los datos no engañan y la buena perspectiva económica empieza por donde acabó. Cada semana, una portada de la prensa nos lo anuncia ¿No debiera ser por el contrario una buena noticia? Solo lo será si como sociedad y como profesionales somos capaces de encontrar un nuevo equilibrio entre el crecimiento y la explotación responsable del territorio; entre entender el inmobiliario como un producto exclusivamente financiero o la oportunidad de crear espacios adecuados para desarrollar nuestras vidas cotidianas.

¿De verdad hemos aprendido la lección? A uno le entran muchas dudas. Esperemos que administraciones, ciudadanos y profesionales seamos capaces de articular nuevas bases. Los primeros creando un marco adecuado de garantías y responsabilidades compensados, empezando por el que la administración valore en su justa medida lo que realmente cuesta un contrato cuando lo subasta en concurso público. Los segundos deben demandar una mejor calidad de vida, pero no por el acabado del parqué, sino por  el uso responsable del espacio urbano, de la energía… demandando en suma una arquitectura de calidad. Los últimos debemos asumir responsabilidad y liderazgo a la hora de establecer las bases en el mercado: no todo es lícito y quienes más criterio y conocimiento tienen deben ser coherentes en su labor profesional –incluyendo relaciones laborales justas entre profesionales-.

POR FIN MASTER. Estos días se ha reconocido –finalmente- el nivel de Master  del título de Arquitecto incluyendo los titulados pre-Bolonia. No está mal, seis años dándole vueltas a algo para que se imponga la lógica. Bien está lo que bien acaba, pero la de cosas que podríamos haber hecho con ese esfuerzo y tiempo… Enhorabuena a tod@s.

 SALVEMOS LA CIUDAD DEL EDIFICIO ESPAÑA. Hay un movimiento ciudadano que se ha empeñado en “salvar” al Edificio España como si del soldado Ryan se tratase. Sin embargo, deberíamos salvar a la ciudad de éste. Advierto que en este caso hablo exclusivamente como ciudadano que pasea las calles de Madrid. El tema es que en esta ciudad existe un agujero negro de 65.000 m2 inservibles, que no cumple normativa alguna y está deshabitado. Además de un nivel estético discutible muy alejado de la calidad de Edificio Madrid –a pocos metros y de los mismos autores-… Solo que es grande y sale en las fotos de las guías. Es una enfermedad “romanticista” que recorre muchas ciudades: no queremos vivirlas, sino sacar una foto, queremos tramoyas para las “selfies”. Lo triste es ver que hay compañeros que abanderan esta taxidermización de la ciudad; otros se apuntan a hacer de Dr. Frankenstein, mezclando partes aparentes viejas con otras ¿modernas?… La ciudad tarquina sucumbió ante la republicana y luego vino la imperial y más tarde a medieval, para seguirle la renacentista, la barroca, la neoclásica… Roma se construyó sobre Roma. Parece que nos consideramos incapaces de construir algo mejor a lo que ya tenemos… quizás esa sensación nace porque nos olvidamos de proyectar para usuarios y ciudadanos, limitándonos a proyectar para el promotor… me temo que esto no se enseña con el título, por muy master que sea.

Sobre la imagen: Montaje fotográfico realizado por el autor .

Autor:
Diego Carreño
Arquitecto desde el año 2000. Miembro de la Asociación de Arquitectos (aA), ha sido vocal de la Junta de Gobierno del COAM y asambleísta en el CSCAE.
  • alberto - 15 septiembre, 2015, 11:51

    1. No se ha aprendido la lección, sobre todo porque no ha tenido consecuencias sobre algunos de entes implicados en la burbuja.
    2. Ya era hora, más tarde que nunca. Ya sabemos que la lógica no suele imperar.
    3. Esperemos que ese ahínco se extienda a otros edificios que sí realmente tienen importancia.

  • Diego Carreño de Vicente
    Diego Carreño de Vicente - 16 septiembre, 2015, 12:25

    Gracias Alberto por comentar el artículo…

    Creo que todos hemos sufrido consecuencias, pero aunque no las hubiera habido deberíamos posicionarnos en la actitud de hacer las cosas bien y de forma responsable -por así decirlo, uno debe ser bueno porque lo es, no porque deba temer el castigo- … Realmente en el primer punto me preocupa por ejemplarizante la actitud de al administración, son constantes las noticias de aceptación de bajas alucinantes por las que se licitan los servicios profesionales. Partiendo de honorarios ya discutibles por el nivel de responsabilidad y esfuerzo que se ha de asumir, se favorece una subasta a la baja que no deja de ser como mínimo una estafa intelectual: un dumping consentido en el que los licitadores deben aceptar que van a perder dinero, o bien van a engañar a la administración no dando lo que cuesta el servicio o, lo más probable, trasladarán esa miseria al siguiente en la cadena: el becario de turno o falso autónomo… por supuesto sin poder mantener unos niveles mínimos de profesionalidad: licencias, seguros, etc…

Deja un comentario

Tu correo no se va a publicar.

*

Últimos posts